Con el fin de ofrecerle una experiencia de navegación adaptada a sus necesidades y optimizar el rendimiento de www.construdata21.com, le informamos de que esta web utiliza cookies en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. OK | Más información

Blog

En nuestro blog encontrará noticias de actualidad del sector de la construcción, interesantes reportajes sobre los proyectos internacionales más asombrosos, compartiremos casos de éxito de nuestros clientes y novedades de Construdata21.

y tu Flotel…¿de cuántas anclas es?

y tu Flotel…¿de cuántas anclas es?

10/02/2014

Comencemos por el principio…¿qué es un flotel?, se trata de la combinación de los conceptos flotante y hotel. Estaríamos hablando, en definitiva, de buques concebidos para alojar a los operarios que trabajan en las plataformas de extracción de petróleo ofreciéndoles el máximo confort en alta mar; con camarotes, salas de ocio y esparcimiento. Es el caso del reciente anuncio de la adjudicación a las empresas gallegas Barreras y Navantia la construcción de dos nuevos floteles para la empresa estatal mexicana Pemex.

Este término ha adquirido también una singular pujanza en la industria naval haciendo referencia a Hoteles Flotantes de Lujo (floteles de lujo), que con el señuelo con vistas al mar consiguen multiplicar el precio de las habitaciones, abriendo una nueva oportunidad para el sector hostelero.

Los barcos ofrecen un abanico de posibilidades que a primera vista se antoja ilimitado: no requieren terreno, están siempre en primera línea de costa y, sobre todo, se pueden llevar de un sitio a otro. Hasta ahora las iniciativas se han circunscrito al terreno de la anécdota: el Queen Mary, uno de los majestuosos trasatlánticos de la legendaria naviera Cunard, permanece desde la década de los setenta amarrado a los muelles de Long Beach, en California, haciendo las veces de hotel, restaurante y museo. El buque, botado en 1936, había dejado de ser rentable y fue adquirido como atracción turística por el municipio californiano.

En los últimos años, han surgido multitud de proyectos que contemplan la instalación de hoteles flotantes en puertos de importantes ciudades. El que más adelante ha llegado ha sido uno que se ideó inicialmente para Barcelona pero que al final se va a ubicar en Gibraltar debido a los problemas financieros de la empresa armadora, la escandinava Sunborn. El barco-hotel, que se construyó en un astillero malasio, está ya anclado en el puerto gibraltareño y tiene previsto abrir sus puertas en marzo. La embarcación tiene poco que ver con los ‘floteles’ que se van a armar en Galicia: su casco, con una eslora de 140 metros, es poco más que una plataforma para sostener una voluminosa estructura de cinco alturas en la que se distribuyen 189 habitaciones de lujo. Hasta los más legos en náutica pueden adivinar por sus líneas que no debe ser una nave muy marinera; probablemente sería uno de los últimos barcos en los que uno desearía enfrentarse a un temporal.

La iniciativa ha suscitado una gran expectación en Gibraltar y también entre los armadores de medio mundo por lo que puede significar para el futuro del sector. Además de generar unos doscientos puestos de trabajo directos, su viabilidad es toda una incógnita porque se trata de un proyecto sin precedentes en la hostelería de lujo. Si la iniciativa funciona, la armadora, prevé instalar barcos similares en Londres y Malasia. Sunborn parece, de momento, satisfecha de la marcha del hotel flotante que opera con sus colores en un puerto finlandés, un cinco estrellas de dimensiones más reducidas que el de Gibraltar.

Nuevas oportunidades para el sector ya disponibles en Construdata21

Fuente: Texto/Imagen