Con el fin de ofrecerle una experiencia de navegación adaptada a sus necesidades y optimizar el rendimiento de www.construdata21.com, le informamos de que esta web utiliza cookies en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. OK | Más información

Blog

En nuestro blog encontrará noticias de actualidad del sector de la construcción, interesantes reportajes sobre los proyectos internacionales más asombrosos, compartiremos casos de éxito de nuestros clientes y novedades de Construdata21.

Informe: La obra privada desciende en Cataluña y se estabiliza en España

Informe: La obra privada desciende en Cataluña y se estabiliza en España

09/01/2013

Según datos extraídos de nuestro portal, en el periodo comprendido entre 2007 –comienzo oficial de la crisis económica- y 2011, la licitación de obra pública en España se redujo en un 41% (de casi 40.000 concursos registrados en 2007 hasta 24.000 en 2011), aunque se aprecia un importante repunte entre 2009-2011 gracias a los efectos de planes de inversión como el conocido Plan-E, FEESL o el Proteja, puestos en marcha cuando la obra privada estaba paralizada.

Estos FFndos de Inversión actuaron financiando obras de ejecución inmediata como parques empresariales y tecnológicos; redes inalámbricas wifi; carriles y aparcamientos para bicicletas; reformas de instalaciones y alumbrado exterior; obras en centros educativos, sanitarios, culturales o deportivos; eliminación de barreras arquitectónicas y mejoras de las redes viarias y el saneamiento en general, entre otras, que sirvieron para fomentar el empleo y un desarrollo local más sostenible.

Así, en este periodo, tanto en España como en Cataluña, los arreglos de calles y espacios urbanos por un lado, y las reformas, ampliaciones o mejoras de instalaciones por otro, aglutinaron más de un 46% sobre el total de la obra licitada.

En Cataluña, el descenso de los concursos públicos fue de un 54% entre 2007 y 2011, tendencia sólo interrumpida entre 2009 y 2010, gracias a los proyectos del Plan-E I y II, coincidiendo también con las elecciones autonómicas catalanas, y para padecer tras éstas una drástica reducción, convirtiendo el 2011 en el peor ejercicio del periodo de los últimos 5 años por volumen de inversión pública, tanto en Cataluña como a nivel estatal.

Por otra parte, la construcción de vivienda promovida por la Administración Pública ha sufrido un progresivo y constante descenso desde 2007, en todos los ámbitos. En los últimos 5 años, sobre el conjunto del Estado, se han incorporado al portal construdata21.com aproximadamente 6.000 concursos relacionados con la edificación residencial representando una reducción de más de un 52% entre el año 2007 y el 2011. En cuanto a la rehabilitación, ampliación, reforma y mejora de instalaciones, la evolución a la baja no ha sido tan acusada rozando apenas el 19%.

En Cataluña, la tendencia se agrava acusando un descenso de un 73% en las licitaciones vinculadas al sector residencial en el periodo 2007-2011, mientras que las rehabilitaciones disminuyeron un 38%.

Obra privada

En cuanto a la obra privada, y considerando el mismo intervalo temporal, ésta se ha reducido más de un 72% en toda España si comparamos las cifras alcanzadas en 2007 (se publicaron cerca de 15.000 obras), frente a las del 2011 (en que se registraron apenas 4.000). El reajuste del sector ha sido muy severo llegando a una reducción del 52% entre 2008-2009 y de forma más moderada en los últimos 3 años (perdiendo un 27% entre 2009-2010 y manteniéndose prácticamente estable entre 2010-2011 con una bajada tan sólo del 0.5%). En el caso concreto de Cataluña, con cifras muy similares, el descenso de la obra privada también ha sido constante, decayendo en este periodo alrededor de un 78%, y con una caída de más del 55% entre 2008 y 2009.

En los últimos 5 años se publicaron a nivel estatal más de 40.000 obras de carácter privado, donde un 47% corresponde a la construcción de edificios de viviendas, seguido de las viviendas unifamiliares y la construcción de naves y talleres. Estos datos revelan que el estallido de la burbuja inmobiliaria y la crisis económica han obligado al sector a derivar su actividad hacia otras áreas de negocio como aparcamientos, centros comerciales, hostelería y reformas, ampliaciones e instalaciones que sufrieron un notable incremento respecto a años anteriores.

En Cataluña se registraron cerca de 5.000 obras privadas entre 2007-2011. La construcción de viviendas acumuló el 54% del total, seguida de reformas y ampliaciones, construcción de viviendas unifamiliares, naves y talleres y hostelería en general.

 

***Estudio realizado a partir de datos extraídos de Construdata21en base a obras públicas de presupuestos de más de 50.000€ y obras privadas de presupuestos superiores a 100.000€.

Fuente: Texto/Imagen